Quincena del Arte Rosario


Durante trece años se llevó a cabo la Semana del Arte, el evento cultural que la Secretaría de Cultura y Educación municipal organiza con la iniciativa de trasladar el arte a ámbitos no convencionales: desde las instituciones proyectarlo al espacio urbano y, de esta manera, lograr que una mayor cantidad de ciudadanos accedan y disfruten del patrimonio que les pertenece; además de posibilitar espacios de intercambio entre artistas, gestores culturales, productores y vecinos.

Cada año, a partir de un eje temático específico, se han realizado intervenciones en plazas, bares, comercios, vidrieras, museos, shoppings, reparticiones oficiales y privadas, transporte urbano de pasajeros, escuelas y rincones inadvertidos que reformulan el concepto de arte y transforman la ciudad en escenario de encuentro.

Desde 2018 la Semana del Arte, ante la necesidad de prolongar ese lapso de tiempo, se convierte en la Quincena del Arte.

La actividad nace de una condición y de una posibilidad del arte contemporáneo: una gran parte de las obras de arte actuales surgen desde y para la calle y, muchas de ellas, requieren el contacto con los habitantes de esos lugares. En ese sentido, el evento se postula en el encuentro de las producciones artísticas con los vecinos de la ciudad y las instituciones que les dan presencia. Todos los actores sociales de la ciudad tienen algo que decir. La Quincena del Arte es el momento para hacerlo utilizando el lenguaje artístico. 


I QUINCENA DEL ARTE ROSARIO (CUALQUIER PERSONA ES UN ARTISTA JEDER MENSCH IST EIN KÜNSTLER)

Hemos realizado trece Semanas del Arte Rosario y, justamente en la decimotercera nos dimos cuenta de que necesitábamos prolongar ese lapso de tiempo, porque ya los eventos que se producían para este programa organizado por la Secretaría de Cultura de la Municipalidad de Rosario habían desbordado el límite temporal que indica el término “semana”.
Por otro lado. Sabemos que la quincena es una especie en extinción en la relación laboral. Hubo un tiempo en que una cantidad importante de trabajadores esperaba ese término (la mitad de un mes) para recibir su paga. Hoy casi no existe, los tiempos laborales han cambiado (no cabe duda). Por lo menos, en relación a la remuneración. Nosotros queremos que exista desde otro lugar: desde la producción (que implica el deseo, el placer y la pasión) artística. Trabajo, sí, pero trabajo que no excluye el placer sino –por el contrario– lo demanda.

.


Por eso. Convocamos a artistas a pensar en el lema que introduce esta edición (la primera) de Quincena del Arte Rosario. Pensar (para quienes hacemos 1QAR2018) significa producir desde la práctica artística. 
Más allá de que hoy nos resultaría difícil traducir Jeder Mensch como “cada hombre” porque somos políticamente correctos, pero –en verdad– porque sabemos que (más allá de lo idiomático) para Beuys Mensch era el término que incluía a la especie humana, creemos que podemos hacer esta pregunta a los habitantes de Rosario: no queremos preguntarles si se sienten artistas (porque sabemos que esa pregunta está históricamente restringiendo la respuesta) sino ofrecerles la posibilidad de experienciar esa práctica. Los modos que ha asumido desde hace algunas décadas el arte contemporáneo nos permite creer en esta posibilidad. Se trata de que el habitante de Rosario (el ciudadano, la ciudadana), se encuentre participando –de alguna, de algunas diversas maneras– de esta Quincena. Entonces.

.

Las intervenciones que tendrán lugar durante esos quince días (trece en realidad) propondrán a los vecinos de la ciudad algo que desde algún lugar los saque de esa zona de no propiedad: la de espectador del arte: sea desde cierto corrimiento de sentido que demanda el corrimiento de la propia posición de contemplación pasiva para que devenga en experiencia que implica su propia subjetividad (y su vínculo con la ciudad) hasta acciones que involucren a quienes quieran participar, en la producción misma de esas intervenciones urbanas. 
No es una propuesta pretenciosa: todo lo contrario, parte de la humildad y el compromiso no grandilocuente ni ampuloso, aunque sí ambicioso, ya que intenta reunir a quienes antes estaban separados por una especie de abismo de sentido (artista y espectador) en un lugar compartido: la producción de eventos artísticos para ser disfrutados por la vecina y el vecino de Rosario. Eso es todo.

Roberto Echen.Curador 1QAR|2018 

Secretaría de Cultura y Educación. Municipalidad de Rosario

“Zoología del arte. Un proyecto bestial para una época brutal.” 

Acción a cargo de los artistas Pablo Curutchet y Florencia Califano

Con la participación de la Escuela Municipal de Artes Plásticas Manuel Musto.

En Parque Regional Sur [J.M Serrano 5799]

El proyecto Zoología del arte propone realizar un proceso de caza y recolección de estereotipos artísticos en un espacio público, a través de un taller de cerámica. Se trata de una performance participativa de larga duración en la que los artistas invitan a un taller de modelado con arcilla, el armado de un tótem colectivo y la quema de las cerámicas. La propuesta estimula la participación ciudadana en un espacio público donde el sujeto participante es parte de la acción, resignificando de esta manera el espacio donde habitualmente transitan los discursos del arte.


I: MODELADO.

II: ARMADO DEL TOTEM.

III: QUEMA DE LAS CERÁMICAS.

Zoología del arte propone realizar en un espacio público un proceso de caza y recolección de estereotipos artísticos, a través de un taller de cerámica operará a partir la participación ciudadana donde el sujeto participante es protagonista de la acción, se dispondrán tres mesas donde una contenga el cartel soy artista, la siguiente no sabe, poner a prueba las fronteras entre los roles de artista/espectador/curador. Por lo tanto, Con el material zoológico cerámico recolectado a lo largo de las jornadas de trabajo construiremos colectivamente una “apacheta” en cerámica, una escultura donde las identidades artísticas individuales sean sacrificadas por un objetivo común. La apacheta es el instrumento simbólico que nos permite resignificar esta costumbre de dejar sucesivamente piedra sobre piedra en un punto del camino a modo de ofrenda y de manera anónima.

Construcción Se irán ensamblando las piezas modeladas en arcilla por los participantes para construir una escultura totémica que integre el total de las obras realizadas. Este proceso se realizará bajo el paradigma de Joseph Beuys: “Cada hombre es un artista. En cada hombre existe una facultad creadora virtual. Esto humano”. no quiere decir que cada hombre sea un pintor o un escultor, sino que existe una creatividad latente en todas las esferas del trabajo.

Esto será con el apoyo de la Escuela Municipal de Artes Plásticas Manuel Musto de Rosario

Performance callejera: a largo de las jornadas a realizarse Parque Regional Sur “Dr. Carlos Sylvestre Begnis” entonces parte de la obra será el registro audiovisual de estos diálogos y acciones.”

SOBRE LXS ARTISTAS:

Florencia Califano. Nació el 1 de mayo de 1973 en la Ciudad de Buenos Aires y vive desde los seis años en el norte argentino, en Jujuy, provincia limítrofe con Chile y Bolivia. Es hija de antropólogos e investigadores y desde muy niña siempre los acompañó en sus expediciones a la selva, montaña o puna jujeña. En estos viajes se acercó a la cerámica como material de expresión.  Estudió fotografía con Alberto Goldstein y Augusto Zanella, dedicándose a explorar esa disciplina y exponiendo su trabajo en Centro Cultural Rojas de la UBA. Durante ese período formó parte del equipo de realización de murales cerámicos de la Escuela Municipal de Cerámica de Avellaneda. En 2010 fue estudiante invitada en el Institut für Künstlerische Keramik und Glas (IKKG-Alemania), donde profundizó sus conocimientos sobre tecnología cerámica especialmente con altas temperaturas y porcelana.  Desde 2015 forma parte del colectivo de ceramistas” Tantanakuy Alfarero” junto con Eusebia Reynaga con el cual organizaron en 2015 un Encuentro Nacional de Ceramistas en Casira, único pueblo alfarero de Argentina que mantiene las tradiciones cerámicas de los Incas.

Biografía 

Pablo Curuchet. Nació en 1976, en Capital federal. Estudió Bellas Artes en la Escuela provincial Figueroa Alcorta, ciudad de córdoba, con grandes maestros como Hugo Bastos. Su inquietud lo llevó a tomar cursos de perfeccionamientos obteniendo distintas becas y premios entre las que se destacan Antorchas, TRAMA, Alan Faena, Fondo Nacional de las Artes, entre otras. Estudió Gestión cultural en Ciencias Económica para desarrollar otro tipo de obra con Alberto Ligalupi. Creó LOBA / producciones con Agustina Pesci, desde donde organizaron la residencia en la Ciudad de las Artes edición 2009, Gabriel Baggio en Córdoba, la participación en ArteBa 2008 y sobre todo la Publicación del libro Block de Dibujos 2010, entre otras actividades. Dirigió el espacio Real Visuales, del Teatro Real, hasta el 2009, Convocado por el Escenógrafo Rafael Rayeros. Participó con su obra en en festivales internacionales como SESC Araraquara, São Paulo Brazil 2012, Festival de Intervención Urbana de Santiago Chile 2012, Santiago Mini Maker Faire Santiago Chile 2013. Realizó exposiciones en Museos como el Caraffa Córdoba, MALBA Buenos Aires, MACSA Salta, MMAMM Mendoza. En ferias como, periférica, ArteBa, PM y galería artis en LimaFoto 2011 y galería artis en Swab Barcelona 2012.